septiembre 21, 2010

Probé con las bolitas, mi marido Adrián se empeñó en que hiciesemos cuentas que era más fácil, así poco a poco se fue metiendo él en este mundo. No es nada fácil aceptar convivir con una loca que te llena la casa de azulejos, plastelina, cajas de abalorios, lazos de cordones, que se hace la dueña del horno o que te dice, hoy mejor no vemos nada en la tele me apetece trabajar en fimo y se pone a jugar modelar, por eso buscar algo que a él le guste me entusiasma porque asi puedo compartirlo con él.

3 comentarios:

Adrian dijo...

A mí también me gusta, aunque últimamente tenga yo el horno monopolizado con el pan.

http://linoleo.files.wordpress.com/2008/10/pan-de-pueblo.jpg

No nos aburrimos, eh?

carlos dijo...

estoy de acuerdo con adri en todo. incluso lo del pan

carlos dijo...

oye menchi. que te parece si haces pulseras con los cristales de las botellas?
que adri te ayude a pulirlos